¿Son difíciles las oposiciones de Correos?

Las oposiciones de Correos son de las más demandadas por las personas que se deciden a comenzar el estudio para conseguir una plaza pública. Se trata de una de las empresas españolas con mayor importancia en cuanto a número de trabajadores, líder en su sector y enfocada a ofrecer un servicio de calidad en constante mejora.

Hay muchos motivos para querer obtener una plaza en Correos, como la ausencia de pruebas físicas o la gran cantidad de plazas que suelen ofrecerse con bastante frecuencia. Pero, además, su creciente popularidad se debe a que el programa necesario para obtener la plaza es bastante asequible y no es demasiado largo. Así que, como podéis ver, es posible tener dominadas las oposiciones a Correos 2020 en un plazo de tiempo relativamente corto.

Por otra parte, tenéis que tener en cuenta que es una oposición a la que se apunta un gran número de aspirantes, hasta 50 por cada plaza. Es, por tanto, una prueba de alta competencia.

Pero no dejéis que esto os desanime. Mucha gente se apunta a la oposición, pero al final no se presentan al examen. O lo hacen sin estar bien preparados. La clave para esto es estudiar y esforzarse, haciéndolo no deberíais temer la competencia que podáis encontrar.

Vamos a analizar algunos puntos interesantes sobre la dificultad de esta prueba.

Temario

El temario típico suele estar dividido en algo más de 10 temas que tratan desde el funcionamiento del servicio de envíos de distintos paquetes, hasta los procedimientos de trabajo, las herramientas usadas o temas éticos y legales, como la Ley de Protección de Datos.

Según la convocatoria os podéis encontrar un temario de este estilo:

  • Tema 1. Productos y servicios postales (ordinarios y registrados).
  • Tema 2. Valores añadidos y servicios adicionales.
  • Tema 3. Paquetería y e-Commerce.
  • Tema 4. Nuevos servicios de Correos: Diversificación, soluciones digitales y otros servicios de oficina.
  • Tema 5. Procesos de admisión.
  • Tema 6. Procesos de tratamiento y transporte.
  • Tema 7. Procesos de entrega.
  • Tema 8. Herramientas corporativas (IRIS, SGIE, PDAs y otras).
  • Tema 9. Correos: marco legal, organización y estrategia.
  • Tema 10. Técnicas de venta y su implementación en Correos. El cliente: atención y calidad
  • Tema 11. Igualdad y violencia de género. Seguridad en la información (LOPD). Prevención de blanqueo de capitales. Compromiso ético y transparencia.
  • Tema 12. Conocimientos de digitalización. Negocios digitales. Navegación e identidad digital.

Estructura del proceso

La convocatoria de oposiciones a Correos 2020 establece una prueba diferenciada para cada puesto de trabajo. Una prueba para Reparto y Agente/clasificación y otra para Atención al cliente. Los aspirantes podrán presentarse a una o a las dos pruebas previstas para los puestos de trabajo.

La estructura del proceso de selección para las oposiciones de Correos se divide en dos partes:

  • Prueba. Consiste en la realización de un examen tipo test con 100 preguntas con cuatro opciones de respuesta. Está compuesto por 90 preguntas sobre el temario y 10 preguntas psicotécnicas.

Los exámenes tipo test forman una prueba de carácter eliminatorio donde los errores no puntúan negativamente, por lo que pueden responderse todas las cuestiones. El tiempo del que se dispone para responder a estas pruebas es de 110 minutos. El máximo de puntos en esta fase es de 63.  

  • Valoración de méritos. En esta fase se comprobarán los puntos extra que podáis sumar a la nota. Se valoran cosas como poseer antigüedad en Correos, estar apuntados a bolsas de empleo, haber realizado cursos de formación relacionada o tener carnet de conducir.

Los méritos no eliminan al aspirante dentro del proceso selectivo, pero sí aportan hasta un total de 37 puntos en función de los cursos o del tiempo trabajado en correos anteriormente.

Finalmente, los aspirantes seleccionados deberán superar un reconocimiento médico que confirme la aptitud física para desempeñar el trabajo y las funciones del puesto.

¿A qué puestos podéis acceder?

Las oposiciones a correos en su convocatoria 2020-2021 han realizado la siguiente división de puestos:

  • Agente de clasificación: Consiste en el personal que se encarga de clasificar, cargar, descargar y manipular envíos en los centros logísticos. 
  • Atención al cliente: Este personal tiene la función de atender de cara al público, además de realizar las tareas de admisión, información, venta de productos y servicios dentro de las oficinas.
  • Reparto 1 (urbano y servicios rurales motorizados): Encargado de distribución de envío y paquetería, empleando vehículo (motocicleta o coche según la unidad de reparto o si es ámbito rural). Para presentarse a este puesto es necesario indicar el permiso de conducción.
  • Reparto 2 (urbano y servicios rurales no motorizados): Son los encargados de distribuir correspondencia y paquetería a pie.

El estudio de cualquier oposición requiere siempre trabajo duro y constancia. Ya lo sabéis: sin esfuerzo no hay oposiciones fáciles. Pero, si estáis dispuestos a estudiar lo necesario, veréis que las oposiciones a Correos no os parecerán especialmente complicadas.

Desde Innotest queremos acompañaros en este camino que vais a emprender. Por eso os invitamos a leer nuestros consejos para preparar oposiciones. En ellos encontraréis los puntos clave que os llevarán al éxito.