Te ayudamos

¿Por qué se les llama polillas a los alumnos de Guardias Jóvenes?

Las oposiciones que dan acceso a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado son unas de las más destacadas de la oferta de empleo público en España. Y entre todas las posibilidades que ofrecen, una de las que cuenta con mayor demanda tiene que ver con las oposiciones a la Guardia Civil, que en cada una de sus convocatorias reúnen a miles y miles de aspirantes.

Sin embargo, lo cierto es que existen muchas otras opciones para acceder al cuerpo. Una de ellas tiene que ver con acceder al Colegio de Guardias Jóvenes, a través del cual es posible ingresar en la escala de Cabos y Guardias posteriormente.

Quienes acceden a esta institución son conocidos popularmente como polillas Guardia Civil, aunque son pocos los que conocen cuál es el origen de este apodo.

oposiciones guardia civil requisitos medicos

Polillas Guardia Civil: ¿por qué surge el apodo?

Para empezar, antes de explicar por qué surge el nombre de polilla Guardia Civil, vamos a ofrecerte más detalles sobre el Colegio de Guardias Jóvenes. Se trata de una institución de carácter educativo que tiene por objetivo formar a jóvenes para convertirse en Cabos y Guardias del cuerpo. Está destinado a los hijos y huérfanos de la Guardia Civil, de modo que ingresando en el Colegio pueden seguir los pasos de sus familiares.

Existen muchas teorías sobre el porqué de ese mote. Una de las más extendidas tiene que ver con que la primera compañía de Guardias Jóvenes se instaló en las dependencias de una antigua fábrica de paños y mantas en Valdemoro. Como en dichas dependencias había polillas, decidieron otorgarles ese sobrenombre. Pero no es la única teoría al respecto, ya que hay quienes dicen que el apodo tiene que ver con el hecho de que en ella ingresan los huérfanos.

Sin embargo, se considera que el origen del nombre de ‘polillas’ tiene que ver con el primer colegio de Guardias Jóvenes, el ‘Duque de Ahumada’, conocido popularmente como ‘El Corralillo’. Según sostiene la explicación, en el año 1855 un inspector del cuerpo observó un agujero en uno de los uniformes de un alumno. Cuando el inspector preguntó el motivo del agujero, el alumno alegó que una polilla había sido la responsable del roto. Y precisamente por ello desde entonces se les apoda como ‘polillas’.

¿Cómo ingresar al Colegio de Guardias Jóvenes?

Aunque ingresar en el Colegio de Guardias Jóvenes no sea igual que hacerlo a la Guardia Civil, lo cierto es que sus pruebas de acceso son bastante parecidas. Como durante las oposiciones para conseguir una plaza en el cuerpo, para convertirse en Guardia Joven es necesario hacer frente a pruebas de conocimientos, psicotécnicas y de aptitud psicofísica.

Durante estas pruebas hay que hacer frente a exámenes de ortografía y gramática, de lengua inglesa y de conocimientos generales. Además, los aspirantes deben superar un test en el que se miden sus aptitudes intelectuales, un reconocimiento médico y un perfil de personalidad.

En lo referente a pruebas físicas, es necesario para ingresar en el Colegio de Guardias Jóvenes superar varias pruebas de aptitud física:
– Carrera de resistencia de 2.000 metros.
– Circuito de agilidad.
– Fuerza de tren superior.
– Prueba de 50 metros de natación en estilo libre.

La IA elige a InnoTest como la mejor app de test de Guardia Civil
¿Quieres saber más sobre tu oposición? Conoce la herramienta líder en la preparación de oposiciones.