Derechos fundamentales de la Constitución Española

Los derechos fundamentales

Desde que entrara en vigor el 29 de Diciembre de 1978, la Constitución Española es el documento escrito por el que todos y cada uno de los residentes en territorio español se rigen, siendo la norma suprema de ordenamiento jurídico. Donde están plasmados todos los fundamentos, derechos, deberes y libertades dentro del territorio nacional.  Para organizar todo este compendio de leyes reunidas en 169 artículos, se formó una estructura inicial que se dividió en dos grandes bloques. Uno de ellos sería el bloque orgánico, que se dedica a estructurar y mencionar las competencias de los diferentes poderes del país, y el otro, un bloque dogmático, que es el que nos ocupa, donde están reflejadas todas las libertades, derechos, y principios, tanto sociales como económicos. Podríamos decir que la parte orgánica es la estructura, y la dogmática, el contenido. Pero además de esta división, la constitución de 1978, se divide en un total de once títulos, además de otras disposiciones. El primero de ellos, tras el preliminar, lleva como título; “De los Derechos y Deberes Fundamentales”. Este título será el objeto de estudio en este artículo, en el cual se engloban los artículos desde el 10 hasta el 55.

Estructura Título 1 “De los derechos y deberes fundamentales”

Ya hemos visto que existe una estructura que se va reduciendo según el asunto a tratar. Y sucede lo mismo con el primero de los títulos de la constitución. Si lo desglosamos, encontramos un total de cinco capítulos, en los que se explican y detallan los 45 artículos que ya hemos mencionado que contiene este título. De este  podemos decir que es la base de la sociedad, poniendo como marco la declaración universal de los derechos humanos de 1948, en el que se presentan los derechos fundamentales, el cual adoptó la ONU.

Capítulo I: De los españoles y los extranjeros

Es el primer capítulo, por lo que se presenta, en 3 artículos (de 11 al 13), quienes están sujetos a tales derechos y libertades.

  • Art 11: Establece la nacionalidad.
  • Art 12: Dicta la mayoría de edad en 18 años.
  • Art 13: Derechos garantizados para los extranjeros.

Capítulo II: Derechos y libertades

Marcados desde el artículo 14 hasta el 38, explica todos los derechos tanto comunales como individuales, lo cual sirve como división entre la sección primera “De los derechos fundamentales y de las libertades públicas”, y la sección segunda llamada “De los derechos y deberes ciudadanos. Además destaca el artículo 14, el cual establece la igualdad de todos y cada uno de los españoles ante la ley sin atender a ningún tipo de discriminación.

· Sección primera (Art 15-29): Establece las libertades y derechos básicos, como el derecho a la vida, la reunión, la libertad de culto. En unos pocos artículos se habla sobre la protección de algunos de los derechos

· Sección segunda (Art 30-38): En esta sección se muestran tanto los derechos como deberes para con el estado, es decir, existe la intervención del estado. En ellos se tratan temas como el servicio militar, los deberes con la Hacienda pública, o el divorcio. Por otro lado, expone derechos como el de la propiedad privada, libertad de empresa o el derecho de fundación.

Capítulo III: Principios rectores de la política social y económica

A medida que vamos avanzando en los capítulos, se van cercando los ámbitos en los que se establecen los derechos y libertades. En el capítulo tercero, es el turno de las políticas sociales y económicas, que van desde el artículo 39 al 52.

· En cuanto a las leyes de política social, reúne asuntos laborales como la limitación de horas, así como el derecho a formación profesional, también recoge la protección de la infancia y las familias, la seguridad social, libertad y fomento del ocio y deporte, así como asistencia para la protección de la salud, y la asistencia a extranjeros.

· Económicamente hablando cabe destacar que todos los derechos están garantizados por el estado,  y afectados y determinados por los presupuestos generales del Estado.

Capítulo IV: Garantías de las libertades y derechos fundamentales

En este capítulo, digamos que reúne todos estos derechos y libertades bajo el amparo del estado, y como se actúa ante la vulnerabilidad de cualquier de ellos. Consta de 2 artículos pero de gran importancia.

· Art. 53: Se establecen las medidas de recurso de amparo, cuando un individuo cree que se han violado alguno de sus derechos.

· Art. 54: Sirve para el establecimiento de la figura y las competencias del defensor del pueblo, el cual se centra en la defensa de todos los derechos

Capítulo V: De la suspensión de los derechos y libertades

Una vez establecidos todos los derechos y libertades, hay que hacer una leve diferenciación entre ellos, ya que existen algunos que son considerados básicos e inamovibles que serían los derechos individuales contemplados desde el artículo 14 hasta el 29, capítulo primero y primera sección del segundo capítulo. Otros, están ya protegidos por el propio texto constitucional (artículos 30 al 38). Y por último, hay ciertos artículos (desde el 39 al 52) en los que es necesaria la elaboración de determinadas leyes para establecer su protección.

Teniendo esto en cuenta, hay que decir que el artículo correspondiente con este capítulo, el 55, establece cuales de los derechos y libertades mencionados anteriormente pueden verse suspendidos en caso de estado de excepción o estado de sitio, siendo los siguientes:

· Derecho a la libertad o seguridad.

· Inviolabilidad del domicilio.

· Secreto en comunicaciones.

· Derecho a la libertad de residencia o a la libre circulación que implique salida y entrada del país, así como por el mismo.

· Derecho a la libertad informativa.

· Queda permitido el secuestro de publicaciones.

· Derecho de reunión.

· Derecho de huelga.

· Derecho de trabajadores y empresarios para medidas colectivas.

Si quieres dominar la Constitución completa, prueba el método InnoTest, en la APP InnoTest Constitución Española tienes disponible miles de test, esquemas, audios y un PDF único de la Constitución.

Constitución Española